¿Pueden los gatos comer fresas? Beneficios y efectos de las fresas

2022-06-17



Para muchas personas, las fresas son el sabor de la primavera. Son dulces, jugosas y deliciosas. Pero, como cagador, ¿se pregunta también si el gato de la familia puede comer fresas? ¿Son las fresas seguras para los gatos? ¿Puede dárselas a su gato como tentempié? Aquí vamos a analizar las fresas para que tenga toda la información que necesita para decidir si se las puede dar a su gato.

Las fresas contienen varias vitaminas, y comerlas con moderación puede reponer los nutrientes que necesita tu gato, y contienen antioxidantes, que son buenos para su organismo, pero debes tener cuidado de lavarlas bien antes de dárselas, ya que el intestino del gato es frágil, y si come fresas sin lavar es fácil que tenga diarrea.
Hay que recordar especialmente que las fresas no deben consumirse en exceso, ya que el contenido de azúcar en las fresas es relativamente alto, y los gatos que las consumen en exceso pueden provocar grasa, presión arterial alta y otras enfermedades.

I. ¿Qué son las fresas?


Las fresas no son bayas. Son rojas (a veces blancas), carnosas y están cubiertas de pequeñas semillas. Del mismo modo, las semillas de las fresas se colocan en la pulpa, que se come y las semillas se esparcen. Hay muchas variedades de fresas, y una de las más populares ahora es la fresa de nata cultivada en el interior del invernadero, que es colorida y fragante.

Veamos las estadísticas de los nutrientes que contienen las fresas.

Las fresas contienen una serie de nutrientes, vitaminas y minerales diferentes. 100 g de fresas contienen los siguientes nutrientes
Agua 91,1 g

Energía 31 kcal

Proteínas 0,64 g

Grasa 0,22 g

Hidratos de carbono 7,6 g

Fibra 1,8 g

Azúcar 5,34 g

Nutrición de las fresas

Las fresas tienen más proteínas y menos calorías que las manzanas, pero también contienen mucha menos fibra saludable. Además, las fresas contienen las siguientes vitaminas y minerales.

Vitamina C 56 mg

Vitamina K 2,1 mcg

Potasio 89 mg

Fósforo 20 mg

Calcio 12 mg

Magnesio 11,8 mg

Contenido en vitaminas y minerales de las fresas
Valor nutricional de las fresas
Las fresas tienen pocas calorías, mucha fibra y poco contenido de agua. Es una fruta muy sabrosa y saludable, además de ser buena para el sistema digestivo y para tratar el estreñimiento. Sin embargo, las fresas también contienen más de 5 gramos de azúcar por cada 100 gramos, lo que hace que tengan un alto contenido en azúcar y no sean adecuadas para su consumo habitual en grandes cantidades. No obstante, su contenido en fibra ayuda a regular la subida de azúcar en sangre, lo que hace que las fresas tengan un índice glucémico relativamente bajo. Además, las fresas son ricas en vitaminas y minerales, como la vitamina C y el potasio. También contienen algunos fitonutrientes importantes, como los polifenoles y los compuestos antioxidantes quercetina y antocianinas, como la geranina. Estos nutrientes son buenos inhibidores de la presión arterial, las enfermedades cardíacas y el cáncer. Las fresas tienen uno de los contenidos de polifenoles más altos de todas las frutas.

¿Pueden los gatos comer fresas? Beneficios y efectos de las fresas



II. Beneficios y efectos de las fresas


Las fresas no sólo son bonitas y sabrosas, sino también muy nutritivas.
Las fresas pueden prevenir eficazmente el escorbuto y tratar el sangrado de las encías, la periodontitis y otras afecciones;
Las fresas son ricas en fibra dietética, que no sólo puede promover el peristaltismo intestinal, sino también ayudar a la digestión de los alimentos, ayudando a aliviar los síntomas del estreñimiento;
Las fresas también son ricas en carotenoides, que pueden aliviar la ceguera nocturna, mejorar la visión y promover el crecimiento y el desarrollo.
Como fruta, las fresas son ricas en agua, lo que puede aumentar la ingesta de agua de los gatos.
Son antioxidantes ricos en nutrientes: Refuerza el sistema inmunitario y retrasa el envejecimiento.
Ricas en ácido fólico: metabolizan las proteínas y construyen nuevas células.
Mucho potasio: es bueno para el sistema nervioso y los músculos y favorece un crecimiento saludable.
Mucha vitamina C: Aunque los gatos pueden sintetizar la vitamina C, si el hígado no puede producirla adecuadamente debido a una enfermedad u otras razones, es necesario añadirla a la dieta.
Fibra alimentaria: La pectina es abundante y tiene el efecto de mejorar el efecto rectificador y la diarrea, el estreñimiento, etc. Además de esto para promover la excreción de colesterol, la reducción del colesterol malo se espera

Tres, ¿los gatos pueden comer fresas?


¿Le interesa saber si los gatos pueden comer fresas? La buena noticia es que los gatos pueden comer fresas, siempre que se sigan algunas reglas clave. Las fresas son un alimento seguro para los gatos. Son deliciosas, nutritivas y atractivas para los gatos.
Pero los gatos son carnívoros, ¿seguro que pueden comer fresas? Sí, los gatos son exclusivamente carnívoros, lo que quizá haya oído decir que no pueden digerir las fresas ni otras frutas y verduras.
¿Las fresas son buenas para los gatos?
Los gatos pueden comer fresas con seguridad si lo desean, pero ¿son buenas para los gatos? ¿Es nutritivo que los gatos coman fresas? Como ocurre con muchas cosas, actualmente no sabemos si comer fresas es bueno para los gatos. Sin embargo, sabemos que las fresas tienen un alto contenido de azúcar, por lo que los gatos no deberían comer demasiadas, especialmente si son diabéticos. Sin embargo, a muchos gatos les encanta el sabor de las fresas, y su contenido en agua y fibra puede ser un complemento útil para su dieta. En comparación con muchas golosinas, las fresas tienen relativamente pocas calorías, por lo que si a su gato le gustan, pueden ser un tentempié.

¿Cuántas fresas puede comer un gato de una sola vez?
Los gatos pueden comer fresas, así que ¿cuántas fresas son la cantidad más saludable para comer? En primer lugar, le recomiendo que elabore una receta de dieta equilibrada para su gato que le proporcione al menos el 90% de las necesidades calóricas diarias. El último 10% de las calorías procede de los snacks, como las fresas. El gato medio no come más de 20 gramos de fresas al día para evitar la obesidad. Dicho esto, muchos gatos pueden desarrollar molestias gastrointestinales si comen más de 10 gramos de fresas al día. Teniendo esto en cuenta, puedes dar a tu gato una pequeña rodaja de fresa como recompensa, o cortarla en trozos pequeños y espolvorearla sobre su comida. No te olvides de lavar la fresa para eliminar cualquier rastro de pesticida y de quitar también la parte verde de la fresa, ya que puede atascarse en la garganta del gato.
¿Qué ocurre si come demasiadas fresas? Mala digestión Comer demasiadas fresas puede elevar el oso del estómago y reducir la potencia gastrointestinal, lo que puede provocar fácilmente una mala digestión. Diarrea Las fresas se clasifican primero como una fruta fresca, y tienen un efecto de diarrea ligera, comer demasiado es muy fácil de intensificar la humedad del cuerpo, especialmente en las personas con reflujo ácido debe tener cuidado de comer, de lo contrario, es muy fácil de causar diarrea, dolor abdominal y otras enfermedades. Las antocianinas en las fresas tienen fuertes antioxidantes, pero si usted toma demasiado, demasiado efecto antioxidante, eliminará el cuerpo de la salud física y mental original de los radicales libres de oxígeno, lo que aumenta en gran medida la probabilidad de la enfermedad, por lo que tiene que manipular la cantidad.
  • Clasificación de este artículo:Alimentación de gatos
  • Número de visitas:191 Navegación secundaria
  • Fecha de publicación:2022-06-17 17:03:33
  • Enlaces a este artículo:https://spa.petzuo.com/Alimentación-de-gatos/¿Pueden-los-gatos-comer-fresas-Beneficios-y-efectos-de-las-fresas
  • Compartir con:

    ¿Este artículo te ayuda?

    Comentario

    Buscar